asfalto

Usando la lignina para crear un asfalto más económico, sostenible y resistente


Un equipo de investigadores holandeses, liderado por Ted Slaghekm, acaban de presentar en la Reunión y Exposición Nacional de la Sociedad Americana de Química, los interesantes resultados obtenidos en su investigación, acerca de la posibilidad de utilizar la lignina, un polímero que se encuentra en las células de las plantas, para fabricar un asfalto más ecológico, pero también más resistente a las inclemencias del tiempo. 

Una de las principales ventajas del uso de la lignina es que tiene una estructura química similar al betún – un producto obtenido del petróleo utilizado en la fabricación del asfalto – lo que permitiría reducir al máximo el uso del betún, sustituyéndose por esta materia orgánica natural.

De esta forma se conseguiría, con un recurso renovable muy abundante en la actualidad, conseguir limitar la importante dependencia del petróleo, aspecto crucial en el medio plazo.

Además de las ventajas ambientales, el equipo de Ted Slaghekm ha demostrado que gracias a este nuevo material empleado, se puede conseguir un asfalto con una vida útil mayor, que evite la aparición de surcos y grietas, y por tanto necesite menos gasto en conservación.

Una investigación, por tanto, que puede ser realmente útil, mejorando los procesos actuales, y ofreciendo más funcionalidad con un proceso más sostenible.

¿Serán de arena las carreteras del futuro gracias a la bacteria Bacillus Pasteurii?

A pesar de lo extendido de su uso para las carreteras, fundamentalmente porque maneja el mejor binomio de elasticidad/duración, el asfalto presenta importantes problemas relacionados con el medio ambiente - por el uso de compuestos derivados del betún - la sostenibilidad - por la utilización de petróleo - y su precio variable, lo que hace necesario el plantearse al menos nuevos materiales para la construcción de las carreteras. [Continuar leyendo]